¿Qué está pasando con el río Magdalena?

Jueves, 11 Abril 2019 12:34
Valora este artículo
(0 votos)

COMPARTIR:

El río Magdalena El río Magdalena Foto: Cormagdalena

 Por: Andrea Hasselbrinck

 

Desde hace más de 4 meses se viene presentando la necesidad de dragar el sedimento que impide el transito normal de las embarcaciones y disminuye el nivel de profundidad del río.

 

Los ríos son una parte fundamental para el crecimiento de cualquier ciudad/país, en especial para Barranquilla, ya que este fue el que la vio nacer y crecer. Hay que esperar que la ciudad haga lo mismo por el río ahora.

Cuidar y mantener un cuerpo de agua como este no es algo fácil en ninguna parte, como por ejemplo en el País Vasco están teniendo problemas con los contratos del proyecto Errebal por el incumplimiento en las fechas y se recurrió a la recisión del contrato; en Argentina están preocupados por el dragado del puerto Mar del Plata debido a los problemas ambientales que causa el sedimento.

Lo curioso es que aquí en Barranquilla el año pasado el puerto le tocó terminar sin dragado y con un acceso restringido, porque ya Cormagdalena tenía todo listo para el contrato y la firma Boskalis a último momento dijo que su casa matriz en Holanda no autorizó el contrato. Se había previsto un aplazamiento de dos semanas  para el mantenimiento que requiere el canal, pero han pasado más de dos meses.

 

¿Quién ayuda a quién?

 

Pese a que existen muchas empresas dragdoras interesadas y con embarcaciones cerca de la ciudad, no se ha concretado nada, lo único claro es que hay que realizar el proceso lo más pronto posible, y que el director ejecutivo de Asoportuaria Alfredo Carbonell dijo que las labores de remoción se harán gracias a un adelanto de las contraprestaciones de las sociedades portuarias de la ciudad, pero no se comentó con quien específicamente.

Se tiene en la mira a Bocas de Ceniza como punto primario para iniciar el proceso de dragado, ya que este es uno de los canales de acceso que está en mayor estado crítico. En el transcurso de esta semana se estará removiendo 130 mil metros cúbicos de sedimento. Y en el kilómetro 14 que presenta bajas profundidades, con un total de 210.000 m3 por remover.

Desde febrero están buscando una draga permanente, pero las cosas no se han dado así, ni siquiera han podido concretar algo momentáneo, y el tiempo sigue corriendo.

Por otro lado, el nivel de profundidad  bajó recientemente del límite establecido, quedando el calado con 8,5 metros hasta la fecha, y la época del año no ayudará mucho, por lo que se está pensando en diversas medidas alternativas para solucionar la problemática como desviar las embarcaciones a los puertos cercanos como el de Santa Marta y Cartagena debido a las restricciones impuestas por la Dirección General Marítima (incrementando el costo de los importadores porque la carga debe ser transportada por tierra después), replantear las condiciones y restricciones para los calados según los planos batimétricos, haciendo los respectivos análisis primero.

 

¿Qué se sabe?

 

8 de cada 10 personas no tienen mucho conocimiento o nada en absoluto de lo que está sucediendo, ni siquiera con la declaración de urgencia para contratar un nuevo dragado, sin embargo, los ingenieros civiles de la ciudad si muestran su preocupación, como el joven Sebastián Zuluaga, “El dragado es sumamente necesario, porque afecta la navegabilidad de los buques, además de los daños ambientales y la profundidad del río se ve afectada”

Sigue desmejorando la situación paulatinamente, intentando buscar una solución así sea a corto plazo mientras se resuelve lo demás, con tres firmas interesadas en el contrato para dragar el canal de acceso se vislumbra un poco de luz antes esta oscuridad, Van Oord es una estas, con su draga Lelystad cerca de nosotros por haber realizado un trabajo recientemente en la Guajira.

Las otras dos son la ya conocida Boskalis y Dredging International, que aunque ya han realizado trabajos de dragado aquí anteriormente, la decisión final aún no se ha tomado.

El bajo nivel del río es otra de las cosas que preocupa. Su nivel se encuentra en 8,4 para embarcaciones superiores a 200m de eslora, y pone en riesgo a la ciudad por un posible desabastecimiento (el 60% de la carga que llega es utilizada para el desarrollo económico local), por lo que Cormagdalena decidió utilizar la declaratoria que tiene el distrito vigente de Calamidad Pública, para tener una posibilidad de actuar con mayor rapidez.

 

¿Cuál es el futuro del río Magdalena?

 

Mientras se le da un mantenimiento temporal por la urgencia, se espera concretar algo que sea mas a largo plazo, como un año y medio o dos, porque se necesita estar pendiente ante cualquier imprevisto que pueda ocurrir, algo como esto no debe volver a suceder.

Cormagdalena, de la mano del Gobierno nacional, declaró el nivel de urgencia el lunes  8 de Abril la apoyado de la resolución 087  para proceder a la contratación de las respectivas obras de dragado para canal de acceso al Puerto.

En pocos días se escogerá a los encargados de llevar a cabo el proceso del dragado y las fechas en las que se hará, mientras tanto, solo podemos esperar a que la situación mejore, empaparnos de información y estar pendientes de que esto no vuelva a suceder.

 

Visto 97 veces Modificado por última vez en Jueves, 11 Abril 2019 12:51

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.

Lo más leído Barranquilla