El Alcalde de Santa Marta, Andrés Rugeles, declaró calamidad pública debido al grave problema que presenta la ciudad, la falta de agua potable. Esta medida se tomó para entrar en un proceso más eficaz que permita solucionar las necesidades por las que la comunidad está sufriendo, por lo que se está implementando acciones para garantizar el servicio a los samarios.

Publicado en Colombia